ferrari

Los Coches

Los buenos viajes dejan una lista interminable de buenas experiencias para recordar, ya que no solo se incluyen las que vives cuando llegas al destino, sino las que disfrutas incluso durante el recorrido por la carretera.

Si te transportas en automóvil o en vehículo propio la ventaja es que puedes variar la velocidad en la que te sientes a gusto, controlar el aire acondicionado, la calefacción, mantener la ventanas abiertas o cerradas según tu preferencia; llevar el playlist exacto para el momento, parar en los lugares que parezcan atractivos y disfrutar de eso el tiempo que quieras… ¡en fin! Ya te imaginas todo lo que implica el placer de ir en carretera.

Mantener cada parte del vehículo al 100 por ciento hará la diferencia entre un viaje fuera de serie y un viaje que te saque de quicio; si te interesa disfrutar no se puede pasar por alto una revisión previa y minuciosa para estar con la tranquilidad que viajarás con seguridad.

¿Qué tipo de coche tienes?

Más allá de las características de marca, modelo, color, sistema eléctrico o demás tecnologías que pueda tener un automóvil, lo importante es a los lugares a donde este te lleva; la vida no se disfruta con tener un Lamborghini para ir de tu casa al trabajo, incluso se disfruta más teniendo un coche modesto pero suficiente dinero para recorrer la carretera con él y acumular experiencias para tu vida.

El valor de la vida no está en las cosas materiales que se poseen, sino lo que se puede hacer con ellas; si trabajas miles de horas al mes para poder pagar un automóvil costoso y solo tienes unos pocos momentos para disfrutarlo de forma significativa lamentamos decirte que solo estás dejando que la vida se pase sin adrenalina, emociones, ni experiencias.

LOS 10 COCHES MAS CAROS DEL MUNDO

¡Aún estás a tiempo!

Puede ser que al leer esto te sientas identificado y eso te cause un poco frustración, en general la mayor parte de los seres humanos nos sucede lo mismo; trabajamos mucho tiempo para conseguir las posesiones materiales que deseamos, luego quedamos tan cansados y en los momentos libres ¡solo deseamos dormir!

Después de tanto trabajo para conseguirlas; sin notarlo, los días se pasan sin recordar que el fin de adquirirlas fue disfrutarlas y salir de la rutina.

Si la razón de que en este momento estás leyendo esto es que estás desocupado sin saber qué hacer, pero tienes un coche estático en el garaje ¡levántate y sácalo! Te sorprenderá como la interacción con el exterior te hará sentir que la energía y la motivación empiezan a surgir dentro de ti y tendrás suficiente para recargar las pilas.

La energía no se recupera descansando, se recupera viviendo, ¡no es tiempo de encerrarte, es tiempo de correr!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *